Inicio » NACIONAL » La trágica verdad de los niños en México

La trágica verdad de los niños en México

por Carmen Acebo
0 Comentario

CIUDAD DE MÉXICO.

México es un país donde se incumplen de manera generalizada los derechos de la niñez. Los datos relativos a sus condiciones de vida son dramáticos: únicamente 19 de cada 100 viven en condiciones de relativo bienestar, mientras que, en prácticamente un millón de hogares, alguna niña o niño no come durante todo el día o come sólo una vez en el día.

Este 30 de abril se conmemorará el Día de la Niña y el Niño en una circunstancia histórica inédita: están no sólo confinados; millones de ellas y ellos están hacinados, y decenas de miles viven bajo las peores condiciones de violencia, abuso, maltrato u omisión de cuidados, fenómenos frente a los cuales las autoridades de todos los órdenes y niveles se encuentran rebasadas.

En medio de esta contingencia debe quedar claro que uno de los grandes problemas es la mortalidad accidental y violenta en la niñez y la adolescencia, pues México sigue siendo uno de los países más violentos contra la niñez entre los miembros de la OCDE. Debe recordarse que, en éste, como en otros casos de mortalidad evitable y en exceso evitable, la única cifra aceptable de defunciones es cero; y hay que hacer todo para que así ocurra.

 

CIFRAS DE MALDAD Y ESPANTO

La muerte de niñas y niños, por violencia o por omisión de cuidados, representa un inmenso fracaso de nuestra sociedad. No es aceptable que seamos un país incapaz de proteger a la niñez, y menos aún de garantizar su derecho a vivir protegidos contra toda forma de maltrato, abuso y violencia. Imaginar el asesinato a golpes de una niña o niño, debe llenarnos de horror y llevarnos a condenar de forma unánime la persistencia de esta realidad

 

 

 

INDIGNANTE

Nada justifica los niveles de violencia que existen en contra de la niñez en nuestro país. Somos considerados en diferentes estudios como uno de los países donde más se maltrata o se tiene poco cuidado de las niñas y niños. Por esto urge una nueva red nacional de guarderías y estancias infantiles, a cargo del Estado, y una mucho mayor inversión para que haya escuelas con horarios ampliados. Empero, sobre todo, requerimos de una nueva cultura de la paz, que permita que toda familia sea un espacio de cuidado, protección y cariño de las niñas y los niños. Si no lo hacemos, y pronto, seguiremos siendo una sociedad condenada a reproducir los ciclos de violencia que hoy nos tienen abrumados

 

 

 

DATOS INDIGNANTES

 

En efecto, de acuerdo con las estadísticas de mortalidad del Inegi, entre los años 2010 y 2018 fallecieron en México por causas accidentales y violentas (accidentes, homicidios, suicidios y secuelas de intervenciones de guerra), 730 mil 757 personas; de éstas, 72 mil 442 tenían menos de 18 años al momento del fallecimiento, cifra equivalente a un promedio anual de ocho mil 49 de este tipo de defunciones.

Es importante desglosar por tipo de defunción y edad, a fin de dar cuenta de los niveles de crueldad, y también hay que decirlo, de maldad en nuestra sociedad. Así, en el periodo señalado, han fallecido por homicidio, 13 mil 262 niñas, niños y adolescentes, de los cuales: 717 eran menores de 1 año; 1,086 tenían entre 1 y 4 años; 770 tenían de 5 a 9 años de edad; mil 960 se ubicaban en el segmento de 10 a 14 años; mientras que ocho mil 729 tenían entre 15 y 17 años al momento de ser asesinados.

Debe preocuparnos sobremanera que en los 9 años que se señalan hubo seis mil 535 suicidios de niñas y niños entre los 10 y los 17 años de edad: dos mil 155 en el segmento de 10 a 14 años; y cuatro mil 200 en el rango de los 15 a los 17 años; esto implica un promedio de dos suicidios al día de adolescentes menores de 18 años en nuestro país.

En el rubro de las defunciones accidentales, el Inegi contabiliza 48 mil 997 defunciones; de las cuales, en  nueve 672 casos la muerte se registró entre menores de 1 año; mil 732 tenían de 1 a 4 años de edad; en seis mil 665 casos la defunción se registró de 5 a 9 años.

 

 

Related Videos