Ganó la batalla contra el cáncer una menor de edad.

 

Tijuana.- Posterior a un año de tratamiento médico continuo, la mexicalense Ana Julissa Guzmán Díaz, de 5 años de edad, “ganó la batalla” contra una de las enfermedades oncológicas malignas que afectan con mayor incidencia a las niñas, niños y adolescentes en México, el tumor del sistema nervioso central, también conocido como meduloblastoma.

 

La madre de la menor, Anahí Díaz González, relató que los primeros días del mes de enero de 2020, su hija presentó mareo, dolor de cabeza intenso y vómito, por lo que acudió al Hospital General de Mexicali para que fuera valorada por el personal de salud. Posterior a diversos estudios diagnósticos, le fue detectado un tumor en el cerebro.

 

“Nosotros nunca imaginábamos que íbamos a pasar por esto. Anita siempre fue una niña muy sana y muy alegre. Gracias a Dios nunca ha perdido su esencia de estar feliz. Hemos tratado de hacer lo correcto, lo que nos decían y mantuvimos la fe en todo momento”, expresó la señora Anahí Díaz, quien es originaria y residente del municipio de Mexicali.

 

Para que la menor pudiera recibir la atención médica necesaria, fue referida al servicio de Oncohematología Pediátrica del Hospital General de Tijuana, al cual ingresó el 8 de enero del mismo año. Desde entonces, Ana Julissa recibió tratamiento médico continuo que incluyeron tres intervenciones quirúrgicas -una de ellas en el St. Jude-Rady Children’s Hospital de San Diego-, sesiones de radioterapias, transfusiones de productos sanguíneos y quimioterapias, aunado a la atención durante su estancia hospitalaria.

 

“Estamos muy agradecidos y muy contentos porque mi hija ya recibió su última quimioterapia, para pasar a una etapa de vigilancia médica. Las atenciones fueron excelentes y ahora mi niña puede seguir siendo una niña feliz”, agregó la señora Anahí Díaz González.

Cáncer, enfermedades, síntomas, pediatría  El jefe del servicio de Oncohematología Pediátrica del Hospital General de Tijuana (HGT), Mario Alberto Ornelas Sánchez, informó que los tumores del sistema nervioso central se encuentran entre los tres diagnósticos más frecuentes que se realizan en dicho servicio pediátrico, además de la leucemia y linfomas.

 

Indicó que, en la mayoría de los casos, este padecimiento puede llegar a ser curable si se detecta y trata de manera oportuna, como en el caso de Ana, por lo que hizo un llamado a los padres de familia o tutores a acudir de manera oportuna con su médico tratante en caso de que su hijo o hija presente dolor de cabeza intenso y persistente, vómito, mareo, problemas de visión, entumecimiento de alguno de sus brazos entre otros signos y síntomas que de alarma.

Los comentarios están cerrados.

Abrir chat