Esperan plazo legal para reclamar cuerpos de niños calcinados en Tijuana

Tijuana. -En el Servicio Médico Forense de Tijuana (SEMEFO) se encuentran los cuerpos de tres niños que recientemente murieron víctimas de la violencia; ninguno de ellos está plenamente identificado y tampoco han sido reclamados; por esta razón, el grupo que encabeza la señora Jessica Gabriela García Lerma realiza gestiones para que, una vez cumplido el plazo legal, si los restos no son reclamados, puedan reclamarlos para darles sepultura digna.

 

“Ya se habló con la directora de SEMEFO, entonces estábamos en espera, me dijo que era alrededor de unos 3 meses, para ver si nadie los reclamaba, si no los reclamaban, quedamos en el acuerdo que nos iban a avisar, para ya nosotros reclamar los cuerpos, igual que la niña que tiraron en el basurero” explicó, Jessica Gabriela García.

 

La señora Jessica Gabriela es quien encabezó el movimiento que logró la entrega a civiles, no familiares, el cuerpo de la niña que apareció sin vida dentro de una hielera el 31 de agosto en la colonia El Pípila; la pequeña fue nombrada Dulce María y el 15 de diciembre le dieron sepultura digna luego de casi un mes de gestiones ante la Fiscalía General del Estado y el Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia.

 

“Son seres inocentes que no vinieron al mundo a pagar una deuda que ni siquiera era de ellos” señaló la señora Jessica, sobre el caso de los niños de 3 y 8 años que murieron a golpes y cuyos cuerpos fueron calcinados en un predio de la colonia Aguaje de la Tuna, crimen que según la FGE sucedió debido a que el padre de los pequeños tenía una deuda de 500 mil pesos con el Cártel de Sinaloa.

 

El otro cuerpo que se mantiene en calidad de desconocido en las instalaciones del Servicio Médico Forense es el de una recién nacida que fue encontrado al medio día del 5 de febrero en el relleno sanitario del Valle de las Palmas, la pequeñita presentaba varias lesiones que aún no se determina si fueron las que le quitaron la vida o se trata de daño post mortem provocado por la maquinaria que es utilizada para las labores propias de ese lugar.

 

De acuerdo con la señora Jessica, aun trabajan en la conformación de una asociación civil que llevará el nombre de Dulce María, requisito necesario para que les entreguen los cuerpos, en tanto se están organizando para realizar algunas ventas en los cruceros de la ciudad que les permitan reunir los fondos necesarios para cubrir los gastos de los servicios funerarios que, podrían surgir en caso de que los restos de los menores no sean reclamados por sus familiares y se los entreguen para sepultarlos.

Fuente: https://www.pulsociudadano.mx/

Abrir chat