Laxantes son nocivos para la salud

0

El consumo de laxantes para perder o controlar el peso puede resultar sumamente peligroso; causan dependencia y al emplearlos con mucha frecuencia, a largo plazo, dejan de producir el efecto deseado, ya que el intestino “se vuelve flojo”, advirtió director de la Unidad de Medicina Familiar número 39 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Tecate, Ramón Rojo López.

Existen personas que procuran una alimentación sana y equilibrada, pero sin incluir la cantidad de fibra necesaria, lo cual expone a sufrir de estreñimiento; al volverse un problema, usualmente, sin prescripción médica, los laxantes se convierten en la principal solución para obtener alivio.

Rojo López explicó que los laxantes son medicamentos que producen aumento del ritmo intestinal y por la misma razón facilitan la evacuación del vientre; uno de sus inconvenientes es que llegan a provocar diarrea o movimientos intestinales bruscos que pueden resultar molestos y dolorosos.

Resaltó que ciertos alimentos pueden ayudar a combatir el estreñimiento de manera natural y segura, son laxantes naturales que se pueden incluir en la dieta diaria; la ciruela, la manzana, el tomate, la naranja, la cebolla, el jengibre, el azafrán, el brócoli, la acelga, las nueces y los aceites Omega-3 son algunos de ellos. Destacó que el laxante natural más conocido es el agua, que permite humectar el intestino y regula el flujo intestinal.

Son alimentos que pueden utilizarse sin problema en caso de estreñimiento leve o como reguladores intestinales, ya que se pueden comer todos los días. Si el problema es mayor y existe una obstrucción, nulo movimiento, adherencias o algún síndrome intestinal, se debe asistir con el médico familiar y evitar auto medicarse para recibir el tratamiento adecuado y oportuno en lugar de empeorarlo.

El director de la UMF 39 señaló que el estreñimiento también es causado por ciertos trastornos psicológicos, como la depresión y el estrés, tanto por razones mecánicas como hormonales, es un padecimiento muy común en el embarazo.

Alertó que el abuso de laxantes ocasiona serios problemas, promoviendo, entre otros males, el desarrollo de parálisis intestinal, pancreatitis y hemorroides.

El propósito real de tomar un laxante es estimular el intestino grueso para que evacúe, lo cual sólo ocurre luego de que los alimentos y sus calorías energéticas han sido absorbidos a través del intestino delgado.

Finalmente, reiteró la importancia de acudir a su Unidad de Medicina Familiar correspondiente al detectar algún problema intestinal para recibir un diagnóstico certero y atenderlo a tiempo sin complicaciones.



Deja un comentario