“PRESUPUESTO DE EGRESOS 2016, DEBILITA EL BIENESTAR DE LOS HOGARES MEXICANOS”

0

MÉXICO DF. 10 DE NOVIEMBRE 2015.- Desde la llegada del PRI a los Pinos, la administración de Peña Nieto se ha encargado de anular, por medio de los recortes al gasto público, la dinámica interna de la economía mexicana y el bienestar social de los mexicanos y pretende lo mismo para el 2016, señaló la legisladora Eloísa Talavera Hernández, vicecoordinadora de proceso legislativo del PAN en la Cámara de Diputados.

Eloísa Talavera Hernández, vicecoordinadora de proceso legislativo del PAN en la Cámara de Diputados
Eloísa Talavera Hernández, vicecoordinadora de proceso legislativo del PAN en la Cámara de Diputados

Resaltó que en el análisis integral y comparativo de la propuesta del Presupuesto de Egresos para el año 2016 se observa que en lugar de traducirse en responsabilidad fiscal, los recortes al Gasto frente a la turbulencia financiera y económica, debilitan el bienestar de los hogares mexicanos.

En el estudio a detalle, dijo, la estructura porcentual del Presupuesto por Finalidad del Gasto de 2013 con la Propuesta de Presupuesto de 2016, dos grupos ganan participación en la estructura del Gasto: Desarrollo Social con 1.53 % y Otras Funciones con 1.32 %, mientras que otros dos pierden participación, Desarrollo Económico con -2.61 % y Gobierno con -0.23 %.

Eloísa Talavera Hernández, vicecoordinadora de proceso legislativo del PAN en la Cámara de Diputados
Eloísa Talavera Hernández, vicecoordinadora de proceso legislativo del PAN en la Cámara de Diputados

“Las incongruencias de la administración de Peña Nieto son claras, la responsabilidad de los recortes al Gasto Público, que tanto difunden frente a la crisis fiscal, se traduce en menor importancia al Desarrollo Económico en otras palabras, la reingeniería del Gasto, con la metodología Base Cero, le resta importancia al Gasto para detonar crecimiento económico” dijo.

En el proyecto del Ejecutivo Federal, se pretende una reducción de Gasto Púbico en Desarrollo Económico de más de 104 mil millones de pesos, lo que representan menos 8.38% con relación al 2015, cuando en circunstancia de crisis, el gobierno debería de invertir para que las familias mexicanas pudiesen mejorar sus condiciones de vida.

Además, el proyecto del ejecutivo federal demuestra la ineficiencia del mismo gobierno, en donde el Gasto Bruto Total se financia con el 75.95% de recursos fiscales y 23.95 % por los ingresos propios que tiene que ver con la prestación de servicios de las Empresas Productivas y de Control Directo.

Los incrementos porcentuales, explicó, en ambos renglones presentan direcciones contrarias, el Gasto por los recursos fiscales incrementa 5.05% y por ingresos propios disminuye 4.42%, aproximadamente, demostrando la poca eficiencia de las empresas productivas y de control directo del Estado Mexicano.

Talavera Hernández resaltó que en los incrementos monetarios y porcentuales del presupuesto de 2016 por Objeto del Gasto, se observa que de un año otro, el gasto corriente gana participación mientras que el renglón de Gasto en obra Pública disminuye, respecto al presupuesto aprobado en 2015, el gasto corriente aumenta 238 mil millones de pesos, es decir tasas de crecimiento nominal y real del 6.57% y 3.57%, aproximadamente y por el contrario, el Gasto en Obra Pública decrece en 143 mil millones de pesos, es decir una caída del 22.6%, respecto al monto aprobado en 2015. El Presupuesto Base Cero de Peña Nieto se traduce en mayor gasto corriente y menor inversión en Obra Pública, señaló.

La propuesta de Peña Nieto plantea que por cada peso que se destina a Gasto para detonar crecimiento económico, 53 centavos es de gasto corriente y 47 de gasto en inversión, el Gasto en Desarrollo Económico no presentara impacto si el gasto en inversión disminuye, concluyó.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.